viernes, 30 de septiembre de 2016




"Cuando, en el proceso de volverme lentamente hacia mí mismo, trato de ganar el momento, una nadería, una palabra, una historia, un papel o una vista me lo impiden, con lo que el momento puede retrasarse o desaparecer para siempre, a menos que disponga de la suficiente rapidez, a pesar de mi entorno, para concentrarme en mi propósito.......Debemos comer, beber, dormir, descansar, amar o tocar las cosas más dulces de la vida, pero no sucumbir a ellas. Es necesario que, al hacerlo, los más altos pensamientos al que uno se dedica sigan dominando y continúen su curso ininterrumpido en nuestras probares cabezas. Es preciso tener un SUEÑO en la vida, y hacer que el sueño sea una realidad".  
Pierre Curie.


Hoy uno de mis sueños se ha convertido en realidad. Gracias a la vida! Pero sobre gracias a las personas que me han apoyado tanto estos últimos meses.

A ser felices... que nunca sabemos el tiempo que nos queda :) 

sábado, 5 de marzo de 2016

Nadie debería renegar de su naturaleza

“No reniego de mi
naturaleza, no reniego de
mis elecciones, de todos
modos he sido una
afortunada. Muchas veces
en el dolor se encuentran
los placeres más profundos,
las verdades más complejas,
la felicidad mas certera. Tan
absurdo y fugaz es nuestro
paso por el mundo, que solo
me deja tranquila el saber
que he sido auténtica, que
he logrado ser lo mas
parecido a mi misma que he
podido.”


Frida Khalo.





Hace años salí con un gran hombre por un corto periodo de tiempo. 
Hoy, vino a mi memoria porque acabo de llegar de mi último viaje, del lugar donde nos conocimos. 

Es probable que haya sido el hombre más simpático, dulce, generoso, preocupado y amoroso que haya conocido en mi vida
Fue criado con buenos valores. Era un gran profesional. Era independiente,  inteligente, culto,  divertido, extrovertido, encantador y amable con todxs. 
Se respetaba a sí mismo y claramente respetaba a los demás. Y aún más importante, era feliz. Algo que todxs desean ser. 
Pero él no tenía que desearlo, porque era verdaderamente feliz. 
Y me contagiaba dicha felicidad.


Podría preguntarme el por qué no quise seguir con él entonces......Era algo que no  podía comprender. 

Cada día con él era diferente, no existía la rutina; me apoyaba con mi carrera, se hubiese mudado conmigo a cualquier parte del mundo si yo se lo hubiese pedido, escuchaba mis preocupaciones a cualquier hora del día, hacía todo lo que podía para animarme cuando me sentía mal, y me mostró una parte de mí misma que nunca supe que existía

Me dejó ver las cosas buenas de mí misma. Pero también hizo que apareciese lo peor de mí. 

YO era desagradable, inaguantable, poco amable y con poca paciencia cuando estaba con él. 

Él era demasiado simpático y yo era demasiado dura. 


Las paredes que había construido a mi alrededor llevaban tanto tiempo ahí y eran tan altas que ni siquiera él pudo tirarlas abajo. Él  era todo lo que deseaba encontrar en un hombre. Todo lo que podría haber necesitado. Todo lo que me merecía. Sin embargo, él representaba algo a lo que no estaba acostumbrada.

La coordinación a veces es lo peor. 

Hay gente que llega a tu vida en los peores momentos y por las mejores razones. Para despertarte y mostrarte una parte de ti mismx que no sabías que existía. Para enseñarte cosas de gran valor. Para animarte cuando te sientes mal.

Sentía la necesidad de escribir esta líneas, porque cada día que he pasado en nuestra ciudad, un nudo se apoderó de mi garganta en cada esquina donde fuimos sumamente felices. 
En aquella cafetería donde pedíamos nuestros cafés dobles con chocolate blanco; en esa terraza donde disfrutábamos de nuestros platos repletos de grandes risas a la una de la madrugada , de esas maravillosas puestas de sol que iluminaban tu mirada e inundaban mi alma cada vez que yo la veía; de mi desastroso acento inglés del que tanto te reías, de esa gran frase "Free your mind" que tantas veces me repetías.... y de nuestras horas y horas hablando de medicina. Nuestro Sweet dreams...

Han pasado ya muchos meses, incluso años. Así que cuando leas esto (si es que alguna vez lo lees),  no te preguntes el porqué de nuestra ruptura,  podría darte miles de  razones y tal vez ninguna te llenaría lo suficiente. 

Quizás nuestras creencias sobre el amor estaban contaminadas por nuestra educación; quizá fue el miedo el que me hizo apartarme de ti. 
O quizá mis ansias continuas de libertad. No lo sé. 

Sólo he de decirte  que estés donde estés , sólo puedo desear que esa felicidad y fuerza que mantenías y trasmitías día tras día, siga siendo la misma. 

Fui afortunada por vivirte , y si he de decirte algo, es que mi amor por ti, fue auténtico. 
TE quiero.




miércoles, 10 de febrero de 2016

#MachismoMata por Sergio Casal

Antes de nada quiero agradecerle a Sergio que me haya permitido compartir con vosotrxs esta parte íntegra de su reseña sobre violencia de género. 
Sin lugar a duda, os recomiendo su blog:
http://eladaliddelalibertad.org/ 
No os dejará indiferentes!
ELADALIDDELALIBERTAD.ORG
No es la primera vez que escribo sobre machismo en este blog. Ni será la última. Por suerte, en esta ocasión, escribo para celebrar un hito y no para condenar unasdeclaraciones misóginas o un comportamiento machista.
Durante la noche de ayer, La Sexta (perteneciente a un grupo de comunicación nada sospechoso de progresismo) emitió una nueva edición del controvertido pero siempre mordaz programa Salvados. No fue un programa más. Ayer se habló de machismo. Y no como cualquier otro día. Porque es cierto que miles de profesionales se dejan la piel tratando de educar a esta sociedad construida sobre los cimientos del patriarcado, pero por desgracia, su trabajo es invisible para muchas personas gracias a un sistema mediático basado en el infotainment. Ahí está la clave de lo que sucedió ayer, en el contenido sí, pero, sobre todo, en el alcance: se pusieron muchos puntos sobre las íes en cuestión de violencia de género durante el prime time del mayor medio de socialización aún en nuestros días: la televisión. Más de 3,2 millones de espectadores y un 16% de cuota de pantalla demuestran que el mensaje ha llegado; gracias a las redes sociales sabemos también -en parte- cómo ha sido interpretado ese mensaje y, en general, nos queda la enseñanza de que queda casi todo por hacer en materia de violencia de género y machismo, pero también la esperanza de que nuestra sociedad puede aprender: ¿Quién se podría imaginar que en este país adicto a su propia miseria, al morbo de la mediocridad, el formato de #MachismoMata se iba a “comer” a otro como el debate de Gran Hermano VIP? Pues así sucedió. Ya no cuela aquello de “tenemos lo que queremos”La cultura y la educación también “venden”. Y los grandes grupos de comunicación de masas deben tomar nota.
Programas como el de ayer son imprescindibles. Hablando sin tapujos sobre un verdadero problema de Estado. Arrojando luz sobre atmósferas de pánico y desesperación. Sobre historias olvidadas y, sobre todo, sobre mujeres asesinadas. Sobre maltrato en todas sus variantes. Sobre la peor forma de terrorismo (sí, mal que le pese a la caverna, es terrorismo en tanto es un dominio ejercido a través del terror), que es la que somete a una mujer al infierno del maltrato por puro machismo, la peor lacra de nuestros días. Por eso es tan importante no recortar en educación, para que personas como Marina Marroquí puedan formar a las nuevas generaciones en una sociedad realmente igualitaria.

Dedicado a todas las víctimas de la violencia de género. Dedicado a todos los educadores y educadoras sociales; a las trabajadoras y trabajadores que se dejan la piel para que podamos disfrutar de una sociedad libre e igualitaria. Y dedicado a todas las mujeres.
¡NI UNA ASESINADA MÁS!

viernes, 15 de enero de 2016

Breve historia de la curación de la heridas, por el Dr.Alberto Deluchi Levene.

La historia de la curación de heridas se confunde, en varios puntos, con la historia de la humanidad. Es así que, desde los movimientos instintivos de los animales ante las heridas hasta los procedimientos más sistemáticos propios de la medicina empírica y científica, se sucedieron diversos métodos y técnicas de curación. Dentro de esta historia, pueden diferenciarse, a su vez, los ritos creados por chamanes o médicos sacerdotes. En estos últimos, la invocación de buenos espíritus y el alejamiento de los malos constituyeron la característica principal.
Respecto de la medicina empírica, por otra parte, se han encontrado diversos testimonios escritos que dan cuenta tanto de las prácticas mediante las cuales se curaban las heridas en las diversas épocas como de las creencias que subyacían en cada una de ellas. Desde la medicina egipcia del año 1900 a.C., la medicina homérica del año 800 a.C. y la hipocrática del año 460 a.C., pasando por los tratados de Galeno de Pérgamo (año 200), las descripciones de Antilo, los escritos de Henri de Mondeville y Guy de Chauliac (siglo XII), los textos y tratamientos de Ambrosio Pare (1510-1590) y Michelángelo Biondo (1497-1565), hasta las enseñanzas humanistas del Barón Dominique Jean Larrey (1766-1842), pueden observarse tanto las curaciones por me-dio de la colocación de diversos preparados sobre las heridas o la promoción de la supuración, como la limpieza con abundante agua y el cierre por primera intención.
EGIPTO
Un papiro egipcio escrito hacia 1900 a. C., encontrado por Edward Smith, contiene detalladas técnicas de curación de heridas y traumatismos. Nada de conjuros ni rituales. (Por la forma sistematizada y metódica en que está escrito se afirma que es transcripción de enseñanzas de Imothep de 1000 años antes). Dice, entre otras muchas prescripciones, “que los bordes de las heridas sean exactamente aproximados, y que el vendaje sea tal que los mantenga de ese modo”.
El papiro de Ebers refiere el uso de un instrumento de metal que se ponía incandescente para cohibir las hemorragias: “…cúralo con un cuchillo y luego quema con fuego para que no sangre demasiado”.
La medicina egipcia influyó totalmente en la medicina homérica (800 a. C.) y luego en Hipócrates (460 a.C.), la cual a su vez fue transcripta hasta el Renacimiento. Con esto queremos decir que ciertos conceptos sobre la curación de las heridas se transmitieron durante ¡cuatro mil años! Y aún hoy nos deleita su lectura (papiro de E. Smith o Hipócrates), pues muchos preceptos son enteramente aceptables en nuestros días de medicina científica.
HOMERO
Homero, que no era médico sino poeta, gracias a sus obras La Ilíada y La Odisea, nos hizo saber sobre la medicina de su tiempo, que describió de manera precisa y en abundancia.
En estos poemas épicos relata curaciones y describe heridas de guerra. En ellos el médico es tenido en gran honor porque, según Homero, éste “es un hombre que vale más que muchos otros” (¡gracias Homero!).
Los conocimientos anatómicos son rudimentarios, pero bastante exactos respecto de huesos, articulaciones y músculos.
Por ejemplo, en el libro XI de La Ilíada, “Néstor conduce a Malaón herido a su tienda para curarlo” y “Euripilo herido en el muslo por una flecha demanda a Patroclo que le extraiga la punta, le lave la sangre con agua tibia y le aplique aquellos fármacos lenitivos que el Centauro Quirón ha enseñado a Aquiles”.
En los poemas homéricos se describen ciento cuarenta y una heridas; las hay superficiales y penetrantes, extracción de cuerpos extraños, se indica el modo de cohibir la pérdida de sangre, la aplicación de emplastos o fibras de raíces y, finalmente, la aplicación de vendajes.
Escenas de La Ilíada fueron representadas en la decoración de cerámicas griegas . Uno de los frescos descubiertos en Pompeya representa a Eneas (legendario príncipe troyano, héroe de La Eneida de Virgilio) herido, mientras es curado por el médico Iapis . 
101
Durante la guerra de Troya los guerreros se socorren mutuamente en el campo de batalla: Aquiles venda a Patroclo (cerámica griega, h. 500 a. C.)
Es una medicina empírica surgida de las observaciones de las heridas en combate y en la influencia que tenía entonces la medicina egipcia (por ejemplo, el fármaco Nepente, que disuelto en vino hace olvidar todos los dolores).
Pero, poco después, esta medicina empírica cedería ante la influencia babilónica, y aparecerá entonces una medicina mágico-religiosa que va a coexistir con el nacimiento de la filosofía griega y la medicina científica tres siglos después.
102
El tratamiento de Eneas: se dice que el legendario fundador de Roma también llevó la medicina griega al Lacio (Pompeya, S. I d. C.)
HIPÓCRATES
Es de nuestro interés el texto del cuerpo hipocrático Sobre las úlceras; aunque no hay certeza de que haya sido escrito por el mismo Hipócrates, lo habría sido por uno de sus discípulos o por un contemporáneo.
El escrito tiene sabios preceptos para la curación de heridas (élkos puede traducirse como “herida” tanto como “úlcera”).
Contiene indicaciones generales sobre vendajes, comidas, inmovilización, inflamación, diferencia entre heridas antiguas y recientes, cicatrices, hinchazones y, al final, sobre flebotomía.
Podemos extraer frases significativas: “Para las heridas no conviene en absoluto estar de pie, …si la herida (úlcera) está en la pierna, tampoco estar sentado ni caminar, en cambio son muy convenientes el reposo y la quietud”. “Tampoco a las heridas recientes les conviene el aceite… ni los emolientes ni los grasos.” “Las heridas que no están totalmente limpias no quieren cicatrizar aunque les juntes los bordes.”
Menciona una farmacopea compleja y múltiple, y describe más de cuarenta recetas de emplastos y emolientes.
Entre los elementos que indica, llaman la atención sustancias que aún hoy podrían ser empleadas: sulfato de cobre, miel, vino, vinagre, sal, flor de melilotus, grasa, cera y aceite.
De su lectura no se adquirirán recursos técnicos, pero seguramente causará asombro apreciar la capacidad de observación de los médicos de la antigüedad.
Es además una clara expresión de la medicina empírica de esa época.
GALENO DE PÉRGAMO
Galeno, nacido en Pérgamo (Asia Menor) en 131, y que vivió hasta el año 200, es la estrella final de la medicina científica griega.
Ejerció como médico de gladiadores en un gimnasio de su ciudad natal hasta la edad de 33 años. Luego se estableció en Roma, y desde ese momento no ejerció más la cirugía.
Compuso tratados sobre todos los temas de medicina de su tiempo (ochenta y tres seguros, otros son de atribución dudosa), que fueron transcriptos durante quince siglos.
Ríos de tinta se han escrito sobre él y no es el propósito al nombrarlo agregar algo más sobre su vida o su obra. Pero no puede dejar de ser mencionado al tratar de las heridas, por la inmensa influencia que tuvo posteriormente sobre la práctica médica.
Cabe referirnos a su descripción de las inflamaciones; las clasifica como “edematosa”, “fagedémica”, “escirrosa” (entre este tipo incluye los tumores cancerosos) y “gaseosa” (muestra gangrena gaseosa).
Describe, asimismo, el curso del trastorno: modo “simple” (se resuelve sin supuración) y “purulenta” (hay producción de pus); “icorosa”, con serosidad más clara, o “séptica”, que entra en “putrefacción” y puede matar al enfermo (sepsis).
Su idea de que después de la supuración (“pus loable”) la herida evoluciona hacia la curación se mantuvo hasta el siglo XVI.
Expresión de Galeno es la frase:
Un médico excelente también debe ser un filósofo”. Estudió a Aristóteles, por lo que posteriormente se hizo aceptable para los tres grandes monoteísmos: judío, cristiano y mahometano. Esta aceptación fue determinante para que sus escritos fueran transcriptos y perpetuados como dogma hasta el Renacimiento.
ANTILO
Antilo, médico griego radicado en Roma y contemporáneo de Galeno, era cirujano (describió por primera vez la traqueotomía).
Indicó la cauterización de las heridas con hierro candente. A este método lo transcribieron los árabes y se usó hasta que Ambrosio Paré lo desacreditó en el siglo XVI.
HENRI DE MONDEVILLE
Vivió entre 1260 y 1320. Fue el padre de la cirugía francesa, discípulo de Teodorico de Lucca. Prestó servicio en el campo de batalla y fue profesor de las universidades de Montpellier y de París Siguió los preceptos de la asepsia y limpieza de los actos quirúrgicos. Predicó la sutura precoz de las heridas y atacó el “pus loable” de los antiguos.
Escribió un manuscrito titulado Cirugía, que quedó inconcluso, por lo que desgraciadamente estuvo perdido por siglos y cedió la fama a otro francés contemporáneo suyo, Guy de Chauliac.
GUY DE CHAULIAC
En el siglo XII ocurre un renacimiento de la cirugía por dos motivos: un renovado interés por el estudio de la anatomía y la aparición de las heridas por armas de fuego.
Hacia el siglo XV se encuentran los textos de Guy de Chauliac, quien desafortunadamente favorecía la supuración de las heridas (como antes Galeno con el “pus loable”), y también los trabajos de Teodorico y Enrique de Mondeville, a quienes debemos honrar, pues promovían la limpieza de las heridas.
Guy de Chauliac identificaba cinco diferentes escuelas de su época y diferenciaba unas de otras sobre la base de su tratamiento de las heridas:
• Llamó la escuela ortodoxa a los que seguían a Galeno en la promoción de supuración.
• Una segunda escuela, de Teodorico, a los que pretendían la limpieza de las heridas y el cierre por primera intención.
• Un tercer grupo que se desviaba levemente por aplicar sustancias sobre la herida.
• Un cuarto grupo formado por charlatanes y encantadores para ayudar a cicatrizar las heridas.
• A un quinto lo llamaba “de las mujeres y paisanos sencillos”, que dependían de la Naturaleza o de Dios.
AMBROSIO PARÉ
En esta rápida y breve historia del tratamiento de las heridas debemos demorarnos un instante en el reconocimiento a Ambrosio Paré (1510-1590).
Pocos hombres en la historia de la medicina han sido tan populares como este cirujano francés del siglo XVI. Y para esto hay sobradas razones: su inmenso trabajo, su personalidad agradable y su humildad.
Nacido de padres modestos en Maine (Francia), en 1510, fue aprendiz de cirujano-barbero y luego marchó a estudiar al Hotel Dieu de París, entonces famoso hospital de caridad.
Allí aprendió anatomía y cirugía, y desarrolló una gran habilidad manual y sobrados conocimientos de la medicina de su tiempo, los que lo llevaron a su éxito.
Sirvió a sucesivos reyes de Francia como cirujano militar y escribió sus trabajos en francés, no en latín, idioma en el cual ni él, ni sus colegas cirujanos-barberos, estaban instruidos.
En sus textos y en sus tratamientos quirúrgicos, Ambrosio Paré es el triunfo de la experiencia sobre la tradición. Se le deben dos grandes innovaciones: la cura suave de las heridas de fuego y la ligadura en las amputaciones.
En su tiempo, se creía que había envenenamiento en las heridas de fuego, por tanto se las trataba con aceite hirviendo, para mayor sufrimiento y retardo en la recuperación de los heridos.
En cierta ocasión, por el gran número de bajas durante una guerra entre Francisco I y Carlos V, se agotó el aceite candente que se usaba para cauterizar. Ante esta situación, Paré preparó una solución de yema de huevo, trementina y aceite de rosas destinada a curar las heridas de fuego y la usó en contra de la habitual cauterización. Al día siguiente, para su sorpresa, los hombres tratados con el método improvisado por Ambrosio Paré evolucionaron mucho mejor que los cauterizados con aceite.
De modo similar, experimentó la ligadura de las arterias en la amputación por herida de bala, en lugar del antiguo cauterio, y se entusiasmó con el resultado. Este descubrimiento representó una trasgresión a lo dogmático, lo que le valió la aversión de los colegas ortodoxos.
MICHEL ÁNGELO BIONDI
Michel Ángelo Biondo (1497-1565) fue uno de los cirujanos notables del siglo XVI. Nacido en Venecia, ejerció en Nápoles, donde prescribió la curación de las heridas con aplicación de agua fría. Desaconsejó la utilización de sustancias medicamentosas sobre las heridas, porque había observado que, en vez de curar, retardaban la cicatrización.
BARÓN DOMINIQUE JEAN LARREY (1766-1842)
Es el padre de la medicina militar moderna. Fue un innovador y un humanista. Los beneficios de su actuación sobre los heridos en las guerras napoleónicas fue tal que merece que se le dedique un párrafo en este ensayo.
Era el cirujano mayor de los ejércitos de Napoleón y participó en sesenta batallas de veinticuatro campañas.
Observó, compasivo, el sufrimiento de los heridos que quedaban en el campo de batalla y eran recogidos, quizás un día después, cuando el combate ya había concluido, o que habían caído en manos del enemigo. Eran trasladados en carros abiertos, por malos caminos, y la mayoría de las veces morían antes de llegar a hospitales muy alejados, o bien llegaban demasiado tarde.
Creó entonces la “ambulancia volante”, que se movilizaba detrás de la tropa, levantando los heridos y trasladándolos a retaguardia. Se trataba de un carro de dos o cuatro ruedas (según el terreno), sobre el cual el herido ya comenzaba a ser curado o amputado, salvando así muchas vidas.
La quintaesencia de esta doctrina se aplicó en Vietnam, mediante los helicópteros-ambulancias que clasificaban al herido en vuelo y lo entregaban al M.A.S.H. (Hospital Militar Móvil).
103

Ambulancia móvil (ambulance volante) construida según los planes del médico militar francés Dominique-Jean Larrey.


Lluvia de mariposas en en el río Iguazú (Brasil)

voe03_septiembre2015

Fuente: National Geographic

Rosa Parks, el "NO" que cambió el mundo.


Pocas veces un “no” tuvo tanta repercusión. Corría el 1 de diciembre de 1955 cuando en Montgomery (Alabama, Estados Unidos) una señora negra de 42 años, Rosa Parks, se montó en el autobús y se sentó tranquilamente. Poco después el conductor le pidió que se levantase y le  cediese el sitio a cualquier blanco que lo quisiese ocupar pues lo decía la ley y ella no se podía negar en base a dicho reglamento. Sin embargo no lo hizo. No cedió ante una ley injusta que pisoteaba los derechos de los afroamericanos. Su negativa acabó con sus huesos en el calabozo y debiendo pagar una multa de 14 dólares.

"El joven blanco que estaba de pie no había pedido el asiento; fue el conductor el que decidió crear un problema", declaraba posteriormente la propia Rosa Parks a la BBC.

Parks sabía que lo que estaba haciendo era ilegal y que el no doblegarse traería consecuencias. Sin embargo probablemente no sabía que sería la chispa que prendería la llama del movimiento americano contra las leyes discriminatorias que todavía existían en muchos estados del país. En los espacios públicos negros y blancos debían sentarse separados, ir a baños separados, etcétera, lo que suponía una vejación constante e injusta.

Con su valiente acto esta costurera además de secretaria y ayudante en la Asociación Nacional para el Avance del Pueblo de Color llamó la atención de Martin Luther King, que todavía no sería el líder que recordamos actualmente.  Juntos, durante 382 días, emprendieron protestas que llevarían a la Corte Suprema de Estados Unidos a declarar que la segregación racial en el transporte iba en contra de la constitución del país.

Posteriormente, en 1996, le sería concedida la medalla presidencial de la Libertad y en 1999 el Congreso de los Estados Unidos le otorgaría la máxima distinción civil del país, la medalla de oro.

Rosa Parks moriría a los 92 años de edad el 24 de octubre de 2005, en Detroit, Estados Unidos, pero nadie olvida la valentía de una mujer frente a la injusticia y su importancia histórica en la abolición del racismo en Estados Unidos.

Fuente:Historia National Geographic

Si te sentases en la superficie de la luna......